Ayer llegamos a Windhoek, capital de este bonito país. Veniamos de haber hecho la primera función en el salón de actos de un colegio en Swakopmun. La mayor parte del publico eran Namibios alemanes asi es que se comportaron bastante parecido a como lo suelen hacer los europeos. Se rieron mucho y nos aplaudieron mogollón con lo que acabamos bastante eufóricos. De repente estamos en verano y viniendo del frío radical que hemos padecido por las espanias los ultimos meses tenemos la sensación de habernos teletransportado en el tiempo además del espacio. Ayer fuimos a ver un concierto de música tradicional y lo pasamos realmente bien, Oscar sobre todo, que aunque es amante de todas las músicas del mundo, la africana le tira especialmente por el matiz percutivo, claro. Este es un país muy despoblado, apenas tiene dos millones de habitantes, de los cuales los blancos no llegan al veinte por ciento. Hay descendientes de alemanes y holandeses y la cohesion social parece compleja, son independientes desde el 91 y la verdad es que el país parece tener un nivel económico muy alto para estar en África. La zona de la capital es muy verde, ahora en particular, que estamos en la época de lluvias. Por la carretera te puedes encontrar a familias enteras de monos mirando los coches pasar. Esta tarde vamos a una especie de reserva, creo que privada, donde nos vamos a relacionar con el salvajismo animal en estado puro… Quins nervis! En fin la troupe lo estamos pasando teta. Yo he conseguido desconectar de los agobios de la Dona Irreal… Mierrda!!! Estrenamos en dos semanas!! Josep ya nos ha enviado un supermail que nos a dejado a la Àngeles y a mi supercavilosos con toda la problematica laboral que crece y crece en nuestra ausencia. Anoche el trio bambamarxa animaron con sus bailes un garito llamado “El Cubano” hasta tal extremo que el propietario, un cubano, juró que vendria a ver la función y que luego nos invitaba a una botella de ron cubano de bueno. Si es que no podemos salir de casa. Ahora los tengo a todos transtornados comprando artesania en el Craftmarket con lo que podéis esperar regalito africano yo creo que casi todos. Oscar se ha hecho amigo del gasolinero de la gasolinera de enfrente de nuestro apartamento (Simon), el otro día se lo encontró por la calle y le ayudo a comprar ropa, le habian extraviado la maleta. Los namibios cuando sonrien te deslumbran como los que salen en las propagandas de dentrificos. No acabamos de saber muy  bien como nos ven… a veces nos saludan y nos sonrien. Hoy tengo la sensacion de que si nos quedaramos un par de semanitas mas acabaríamos teniendo un índice superior de popularidad que el presidente del país. Manana la segunda función, a ver si puedo hacer la crónica y os cuento lo del safari de esta tarde.

img_3835_2.jpg

img_3848_2.jpg

img_3878_2.jpg

img_3941_2.jpg

img_3956_2.jpg

img_3963_2.jpg

img_3966_2.jpg

_ 2 comentarios

  • xavi dice:

    Bé, jo ja estic fent un curs ràpid de papiroflexia, penseu en mi per al pròxim viatge… dic, muntatge… puc fer de mono també, i la foca tampoc m’ix malament… inclús de roda de repost al cotxe per al proper safari… en fi, quina enveja, nens… (no entrava al bloc fa temps per això, perquè sóc molt envejós, jejeje)

  • merce dice:

    adoro el verano! que sepáis que el agua atlántica no estab tan fría…lo mejor debió ser el careto del capitán africaner del barco (un gigantesco lobo de mar descendiente de holandeses) cuando empezamos a despelotarnos,je,je. por cierto, el tacto de las focas es muy agradable…