Blog /

PACO SANZ (el secreto de su arte)

Este es el título de la película que en 1918 le encargó Paco Sanz a Maximilià Thous con la intención de que quedara plasmado en el celuloide lo más sustancial de su espectáculo de autómatas. Espectáculo que por aquellos años causaba gran sensación en los principales teatros de toda Españacañaca. Ya decía yo algo en un post reciente referido este ilustre músico, ventrilocuo y titiritero: la familia del señor Sanz ha cedido cuatro piezas de las que aparecen en esta histórica película al Museu de Titelles d’Albaida. Los muñecos, aunque se encuentran en un estado sorprendentemente bueno -teniendo en cuenta que llevan casi cien años guardados en un baul- estan necesitando un importante trabajo de restauración que lidera nuestra compañera Inma Expósito. Esta mañana me he incorporado yo al proceso y no he podido resistirme a hacerles alguna foto. Las imágenes hablan por si solas… Yo sólo puedo decir que cuesta encontrar las palabras para describir la emoción que se siente escudriñando las entrañas de estos maravillosos personajes después de permanecer tantos años ocultos en un desván.

img_4533.jpg

 

img_4534.jpg

 

img_4536.jpg

 

 

_ 2 comentarios

  • juanfran dice:

    hace unos meses pasé por el local, una tarde, no recuerdo para qué, creo que algo de papeleo y esas cosas…cuando bajé a saludar a inma estaba trabajando con los muñecos-titelles-autómatas, así que me los enseñó y me explicó el trabajo que estaba realizando, una tarea muy bonita y artesanal, me moló mucho e incluso creo que llegué a ofrecerme como ayudante, proposición que inma recibió con optimismo…un saludote inma…pero la cosa es que yo empecé a trabajar en un montaje poco después y la proposición se perdió en la noche de los tiempos de las proposiciones artesanales-restauradoras…cest la vie…en fin, quería destacar la impresión que los muñecos me causaron, como si fueran cadáveres (pero no) en un laboratorio forense-titiritero y la doctora por allí, con batablanca incluida…

    un petonarro a tots que feia temps que no apareixia…

  • merce dice:

    cuidado cuando estéis dormidos…desde luego no te dejan indiferente parece que puedan empezar a hablar en cualquier momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ocho − 2 =